Para papás

Querido Papá, enséñame a orar

Querido Papá,
Hoy quiero pedirte especialmente que me enseñes a orar,
será así que me pueda convertir en un ser de fe y fortaleza”

#MensajesParaPapá

Querido papá, sabes que la fe no se trata de religiosidad sino que es un valor.

A mi no importa cuál sea la naturaleza de tu fe, pero ayúdame a construirme como un ser integral, y que a través de la oración pueda convertirme en un adulto creyente de la esperanza, con confianza, empatía y amor al prójimo.

Probablemente, en este momento no entenderé cómo es tu Dios; pero más adelante sabré cómo confiar en algo más fuerte que yo, a entender que a veces el destino trae algo distinto a lo que quiero, y que yo por muy grande que sea, debo conservar siempre en mí, el don de la humildad”.

Querido papá, no importa si no te sabes bien las oraciones, solo enséñame a hablar con ese Ser Supremo que todos conocen como Dios.

¿Por qué hacerlo?

Según la Real Academia Española, orar es la acción de “dirigirse mentalmente o de palabra a una divinidad o a una persona sagrada, frecuentemente para hacerles una súplica”, sin embargo, desde que me convertí en mamá empecé a encontrarle otro sentido a la oración.

Viniendo de familias católicas, mi esposo y yo habíamos tenido de niños una formación casi automática de la religión y del hecho de orar.

No obstante, y como muchos de los tópicos que se plantean en la vida tras la llegada de los hijos, orar se convirtió en un momento de conexión con el Ser Superior y con nuestro propio interior.

Las oraciones repetitivas se me habían estado olvidando desde hace un tiempo atrás, y la llegada de la memoria difusa con el embarazo, desapareció muchas de esas oraciones de mi disco duro y eso me enseñó a crear mis propias oraciones y a la vez a encontrarme con mis propias creencias y emociones, y así fue como, llegado el momento, empezamos a implementar la oración en familia.

¿Cómo lo hacemos?

Desde que empezamos a tener almuerzos juntos en casa, empezamos a aplicar la bendición de los alimentos. Ese momento lo aprovechamos también para bendecir las manos que elaboraron la comida y las que trabajaron por traer el sustento al hogar. Recordamos a nuestros familiares y amigos, y pedimos porque nunca les falte el alimento, pero además oramos por quienes no lo tienen.

De esta forma, nuestras hijas empiezan a ser un poco más conscientes sobre la importancia de tener un plato de comida caliente en casa y a la vez desarrollan empatía por los demás.

En fechas especiales, también les hemos hablado de forma positiva sobre nuestros afectos que han fallecido, de manera que nos conectamos con nuestras raíces, sin ver a la muerte como algo malo sino como un proceso natural.

¿Qué tiene que ver papá con el proceso?

Por décadas se ha creado la falsa imagen de que en casa es solo la madre la que cree o la que es religiosa, pero lo cierto es que si papá no tuviera fe en algo, no saldría a trabajar cada día por su familia o no apostara de alguna manera porque todo va a estar bien en casa.

La invitación a que sea papá quien siembre la semilla de la fe en los hijos, permite también que los peques entiendan que papá es poderoso pero humilde a la vez, y eso nos ayuda a crear respeto.

Repito que no tiene que ver con la oración como un acto religioso, sino como la siembra de valores implícitos en el acto de orar.

Muchas veces papá es esa persona que pasa menos tiempo con los peques, pero qué bonito es que parte de ese tiempo de calidad que se dedican, papá este inculcando valores y creando conexiones de amor y fortaleza con sus hijos.

¿Oran ustedes con sus peques? ¿Habían pensado que esta es una forma de conectar con ellos? Me encantaría leer sus comentarios.

Previous Post Next Post

You Might Also Like

10 Comments

  • Reply Gi julio 31, 2020 at 1:51 pm

    Amé este escrito! Aquí en casa oramos a la hora de comer, levantarnos y acostarnos! Para mi es muy necesario hacer mi hijo un niño de fe !

  • Reply Maria F Urrutia julio 31, 2020 at 2:25 pm

    Por acá también aplicamos la oración con nuestros peques, así tal cuál también en la comida y por la noche. Me encanta la óptica que le das con papá a cargo de este calor tan transcendental

  • Reply Ivone julio 31, 2020 at 2:45 pm

    Siempre es súper importante vivir en la Fe, excelente post

    • Reply Denise julio 31, 2020 at 2:54 pm

      Que bello post y lo que más me gusta es papá en ese rol protagónico . Nunca podemos dejarlo por fuera, él es un pilar indispensable

  • Reply Pilar julio 31, 2020 at 2:57 pm

    Gracias por compartir este Post! Yo también vengo de familia católica y con la maternidad llegué a preguntarme muchas cosas.

  • Reply Lona Ocampo julio 31, 2020 at 3:13 pm

    Que lindura de post😇😇😇 me encanto mi muñeca eso no lo debemos perder y llevar de generación en generación ORAR 🙌🏻

  • Reply Andrea julio 31, 2020 at 3:55 pm

    Me encanta! Fíjate que la oración al dormir se las enseñó papi, una creada por el para ellas

  • Reply Nadezda julio 31, 2020 at 4:16 pm

    Que lindo y lo mejor es que toda la familia participe, en cada también oramos con los chicos.

  • Reply Johannes Ruiz julio 31, 2020 at 8:07 pm

    Qué bonito, por algo dicen que familia que reza unida permanece unida

  • Reply Marines agosto 1, 2020 at 5:54 am

    Ayyy que lindo! Me parece tan importate enseñarles desde chiquitos! Y me encanta que sea papá ☺️

  • Leave a Reply